La casa de una empleada doméstica ganó un premio internacional de arquitectura

  • AuthorAlejandra Rillo
  • Date 13 abril 2016
  • CategoryObras Destacadas

Está en un barrio humilde de San Pablo. La destacaron porque es un ejemplo de “modernidad, comodidad, buen gusto y bajo presupuesto”.

casa7

Menos es más, plantea una famosa máxima. En el caso de Delvina Borges Ramos, al menos, se cumple. Un jurado internacional de arquitectos decidió que su pequeña casa en un barrio humilde de San Pablo es un ejemplo de cómo aprovechar de manera inteligente los recursos. Incluso si son muy pocos.

Delvina es empleada doméstica y tiene 74 años. Hace 25 compró su casa en Vila Matilde a la que en 2013 se le cayó el techo después de una tormenta. Fue entonces que decidió confiar sus ahorros a un grupo de arquitectos para que la remodelaran.  Luego de la intervención, la casa terminó siendo una mezcla de ambientes, amplios espacios -casi sin paredes interiores- y buen gusto. Hasta cuenta con un pequeño jardín y una terraza.

casa6 casa5 casa4 casa2Arch Daily, uno de los estudios de arquitectura más famosos del mundo, eligió la casa de Delvina como uno de los mejores edificios del mundo de 2015. “Unió modernidad, comodidad, buen gusto, bajo presupuesto y lo mejor: se construyó en muy poco tiempo”, aseguraron.